10 cosas que pasan en tu cuerpo cuando te dan un abrazo

abrazos

 

Los abrazos tienen un significado simbólico: expresan apoyo, cariño, protección, intimidad, o todo eso a la vez.

Son una de las valiosas herramientas del lenguaje corporal que tenemos para expresar a los demás cuánto los amamos.

Pero además, un abrazo produce cambios físicos en el cuerpo. El organismo responde a ellos, como lo hace a cualquier otro estímulo.

Existen miles de razones para abrazar: científicas, psicológicas, físicas… El abrazo es una de las muestras de afecto más universales, y no recibir un abrazo en mucho tiempo puede ser terrible.

Aquí podrás encontrar algunos de los efectos más sorprendentes de ser abrazado y abrazar.

abrazo
1. Favorece la felicidad y mejora tu estado de ánimo al elevar la serotonina.

2. El abrazo estimula la confianza en ti mismo y en el otro, tanto a nivel psicológico como neurológico, porque genera un neurotransmisor llamado oxitocina.

3. Reduce la presión arterial, porque cuando alguien te toca, la sensación en la piel activa receptores que luego envían señales al nervio vago, el área del cerebro encargada de esa función.

4. Alivia significativamente el temor, según un estudio publicado por la revista Psychological Science.

5. Protege el corazón. Una investigación de la Universidad de Carolina del Norte reveló que las personas que no tienen un contacto físico (abrazo) desarrollan un ritmo cardíaco más acelerado en comparación con los que experimentan esta expresión más frecuentemente.

6. Previene la demencia, porque dar y recibir abrazo nos brinda tranquilidad y equilibra el sistema nervioso.

7. Rejuvenece el cuerpo, porque los abrazos favorecen la oxigenación de nuestros tejidos.

8. Fortalece el sistema inmune, porque el cuerpo responde al contacto con otro cuerpo elevando el nivel de glóbulos blancos.

9. Ayuda a disipar sentimientos de enojo y apatía, porque reduce la tensión.

10. Mejora la salud en general, tanto de forma fisiológica como mental.