Cosas que no sabes sobre los Orgasmos

Sin título-1

Los orgasmos, ese terreno donde, según la ciencia, las mujeres damos sopas con hondas a los hombres, están rodeados de misterio y falsas leyendas que, por fin, comienzan a aclararse. Empecemos por lo básico y a modo de cuenta atrás, comenzamos por la octava cosa…

Los preservativos no les afectan. A la hora de llegar al orgasmo, a las mujeres nos da exactamente igual si nuestra pareja se pone o no se pone preservativo. Lo que sí nos importa, y muchísimo, es mantener unas relaciones sexuales seguras, sin riesgo de transmisión de ningún tipo de enfermedad.

Mejoran con la edad. A pesar de que la cultura popular, el cine, las series de televisión, incluso la literatura, insista en que solo los hombres tienen relaciones sexuales más allá de los 50, lo cierto es que la afición por el sexo continúa mucho más allá y en ambos sexos. Más aún: los orgasmos se convierten en un objetivo mucho más fácil de hacer realidad con 50, 60 y 70 años.

Existe el orgasmo total. Es el que resulta cuando se logra estimular la zona que conecta las tres principales regiones de placer en los genitales femeninos: vagina, cérvix y clítoris. Los tres están unidos por un set de nervios que, al recibir el debido contacto, producen el orgasmo femenino más potente de los recogidos por la literatura científica.

end

Existen los ‘yogasmos’. Algunas practicantes de yoga muy entregadas aseguran que pueden llegar a experimentar orgasmos durante la sesión sin estimulación directa de sus genitales. La ciencia explica que los ejercicios de estiramiento que afectan al músculo pubocoxígeo, situado en el suelo de la pelvis, pueden hacer crecer el clítoris y, en el proceso, producir un orgasmo.

El récord al orgasmo más largo es inexplicable. Nada menos que 6 horas y 30 minutos duró la sesión de masturbación orgásmica más larga de la que se tiene noticia.

Los genitales no son imprescindibles. Dicen los sexólogos que el cerebro es el órgano sexual más potente de todos. Eso explica que algunas mujeres hayan llegado al orgasmo simplemente pensando en alguna situación altamente excitante.

ORGASMO_xoptimizadax-kYMI-U211135162105r3H-560x420@MujerHoy

Sirve para unir a las parejas. Además de proveer de placer a mujeres y hombres, los orgasmos en las parejas tienen otra función biológica principal: fortalecer a las parejas, estrechar sus lazos, promover el sentimiento de, por ejemplo, procrear.

Alargan la vida. Además de mejorar con la edad, los orgasmos favorecen vidas más largas y más felices. Para obtener este beneficio, hombres y mujeres han de llegar al orgasmo al menos tres veces por semana.