Maneras de detener la migraña de forma inmediata

migrañas-te-de-manzanilla

Infusión de manzanilla para aliviar las migrañas

 

La manzanilla es una planta con propiedades relajantes y antiinflamatorias que puede disminuir el dolor pulsátil causado por las migrañas.

Ingredientes

  • 1 cucharada de flores de manzanilla (10 g)
  • 1 taza de agua (250 ml)

¿Cómo prepararla?

  • Pon a hervir la taza de agua y agrégale las flores de manzanilla.
  • Retíralo del fuego y espera a que repose 10 minutos.
  • Pásala por un colador y tómala hasta tres veces al día.

Vinagre de sidra de manzana

El vinagre de sidra de manzana es una gran solución para las migrañas cuando esta se produce a causa del estrés y la tensión muscular.

Contiene sustancias antioxidantes y minerales esenciales que activan la circulación y ejercen un efecto calmante.

Ingredientes

  • 1 cucharada de vinagre de manzana (10 ml)
  • 1 vaso de agua (200 ml)

¿Cómo prepararla?

  • Diluye una cucharada de vinagre de manzana en un vaso de agua y bébelo ante la primera señal de migraña.
  • No consumas más de dos vasos al día.

Sal rosada del Himalaya

La sal rosada del Himalaya contiene 84 minerales esenciales y recibe el sobrenombre de “oro blanco”. Equilibra los niveles de electrolitos y revitaliza el organismo ante el cansancio.

Su combinación con un poco de jugo de limón hace un remedio milenario que controla los síntomas de las migrañas en poco tiempo.

Aunque aún falta evidencia científica que lo compruebe, quienes lo han probado aseguran sentir alivio desde los primeros 10 minutos.

Ingredientes

  • 1 vaso de agua (200 ml)
  • El jugo de ½ limón
  • 1 cucharadita de sal rosada del Himalaya (5 g)

¿Cómo prepararlo?

  • Agrega la sal rosada del Himalaya en un vaso de agua e incorpora el jugo de medio limón.
  • Consúmela a sorbos ante la primera señal de dolor.
  • A modo de prevención puedes tomarla en ayunas, tres veces por semana.
  • Bébela solo una vez al día, ya que el exceso de sal puede resultar perjudicial.

Infusión de jengibre

La raíz de jengibre contiene un activo llamado gingerol que, además de darle su particular sabor, actúa como un antiinflamatorio y analgésico natural.

Estos efectos apoyan el alivio de las cefaleas comunes, las migrañas y otros tipos de dolencias derivadas de la inflamación.

Ingredientes

  • 2 cucharadas de raíz de jengibre rallada (20 g)
  • 1 taza de agua (250 ml)
  • El jugo de ½ limón
  • 1 cucharada de miel (25 g) (opcional)

¿Cómo prepararla?

  • Añade la raíz de jengibre en una taza de agua hirviendo y déjala reposar.
  • Antes de ingerirla, agrega el jugo de medio limón y la miel para endulzar.
  • Tómala a sorbos, preferiblemente antes de que el dolor aumente de intensidad.