¿Qué es “el perrito vaginal”?

perrito vaginal

Una vez una chica nos comentó: “Mi novio me dijo que yo tenía perrito después de tener sexo, al principio no entendí bien qué significaba, pero después comprendí que es algo que a él le encanta”. Tener perrito

Probablemente ya hayas oído hablar de eso, el perrito vaginal es una facultad que tienen algunas mujeres cuando tienen relaciones sexuales, consiste en contraer la zona perineal y vaginal automáticamente en el momento del orgasmo, de esta forma el pene, estando dentro de la vagina y sin moverse, siente una caricia muy parecida a la “lamida de un perro”. Para él significa un extra de placer, para ella también.

Femina-03-Sexe-Maux-Amour

¿Cómo lograrlo?

Es fácil lograrlo, sólo necesitas entrenar el músculo del suelo pélvico. No todas las mujeres son capaces de conseguirlo, y esto se debe a la debilidad de la musculatura en esta zona. Pero estos músculos se pueden fortalecer hasta lograr el objetivo, necesitarás hacer diversos ejercicios de tonificación muscular conocidos como “gimnasia íntima”. Entrenar tus músculos pélvicos te ayudará a tener orgasmos más intensos en tus relaciones sexuales a la vez que le ofreces caricias eróticas estupendas a tu pareja mediante el perrito vaginal, él te lo agradecerá.

Mediante los ejercicios de kegel la mujer puede fortalecer sus músculos sexuales, con práctica podría llegar a realizar el famosos Beso de Singapur, que a diferencia del Perrito vaginal (que es darle una caricia al pene parecido al de una lamida de perro), es succionar el pene con la vagina, de ahí su nombre “pompoir”, que en francés es algo parecido a “chupadora”. Las dos técnicas van dirigidas a tener mejores orgasmos en él y en ella.

Realizar los ejercicios para aumentar tu tonicidad muscular te ayudará a mejorar tus relaciones sexuales en algunos pocos meses. Si deseas tener estas experiencias ponte a practicar.